#40 Casas Mandala: materiales y formas naturales

La Casa Mandala es un proyecto original y bello. Es original en cuanto vuelve al origen de las cosas y es bello porque su diseño está inspirado en formas naturales, por las cuales, los seres humanos tenemos una innata atracción.

Casi sin quererlo, y de la mano del talento del arquitecto Chileno Andrés Flores y el trabajo del equipo EstudioTerra, la Casa Mandala trabaja con los principios de una disciplina conocida como biomímesis.

La Biomímesis (Bio: vida y mímesis: imitación), consiste en el aprendizaje y posterior emulación de la naturaleza con el objetivo de dar solución, a través del diseño, a los problemas actuales del ser humano.

La naturaleza como imitación

La disciplina de la biomímesis toma como referencia la extensa experiencia de la naturaleza.

En sus 3.800 millones de años de evolución ha desarrollado la naturaleza ha optimizado todo tipo de estrategias y soluciones tremendamente eficientes, sostenibles, y resilientes al cambio.

En la actualidad, podemos encontrar gran cantidad de ejemplos que evidencian las numerosas estrategias de diseño en las que podríamos inspirarnos para desarrollar productos y servicios más sostenibles e innovadores.

Janine Benyus, autora del libro Biomímesis: Innovaciones inspiradas por la naturaleza defiende que el único modelo realmente sostenible que ha funcionado es el mundo natural.

No se trata de copiar a la naturaleza sino de emularla, preguntándose: ¿Qué haría la naturaleza en una situación concreta? ¿Cómo un organismo soluciona tal o cual problema?

Esta inspiración puede encontrarse desde enfoques diferentes:

  • Identificar una característica de algún ser vivo de la naturaleza y a partir de ahí intentar generar un desarrollo tecnológico.

  • A partir de un problema que tenemos, buscar ideas en el entorno natural que puedan solucionarlo.

En la actualidad, la biomímesis se considera un campo del conocimiento en pleno desarrollo, la cual seguro será cada vez más conocida y aplicada para dar solución a problemas concretos de manera eficiente y, al igual que lo hace la naturaleza, con elegancia y belleza.

La Casa Mandala un ejemplo de esta nueva aproximación de diseño desde la arquitectura y la construcción, dando como resultado una casa saludable, eficiente y bella.

Y algo no menor, por el mismo costo económico, que una casa convencional, poco eficiente y con materiales sintéticos.

Este proyectos será presentado por sus autores en el III Congreso Casas Saludables y Eficientes 2021, al cual te invitamos a participar de manera gratuita.

Formación recomendada

Programa:

  • Día 1: Fundamentos del diseño y la construcción saludable.

    • Permacultura - Biohabitabilidad - Eficiencia energética - Geobiología - Biofilia - Neuroarquitectura - Biomímesis.

  • Día 2: Materiales naturales e investigaciones

    • Hormigón de tierra - Aislantes de fibras naturales - Sistema de acero y tierra cruda - Hormigón de cáñamo - Bambú laminado - Totora: aislante vegetal.

  • Día 3: Temas emergentes

    • Gas radón - Radiación electromagnética - Ciudades sensibles al agua - Medicina ambiental - Análisis del ciclo de vida de los materiales.

  • Día 4: Proyectos destacados y construidos

    • Viviendas con techos abovedadas para climas subtropicales - Casa rural con materiales naturales y estándar Passivhaus - Caja de tierra - oficina saludable de tierra comprimida - Casa tejida: madera y fibras naturales - Casa Lasso: Tapial, revestimientos naturales y saneamiento ecológico - Casa Mandala: materiales y formas naturales.

  • Día 5: Emprendimientos

    • Revoques naturales con tierras locales - Aislantes térmicos de lana de oveja - Carpintería ecológica - Tienda online de materiales naturales - Seguridad y salud ambiental - Pinturas naturales.

REGISTRO GRATIS AL CONGRESO

✍🏼 ¿Te gustaría patrocinar Casas Saludables y Eficientes escribiendo y mostrando tus servicios y/o productos? Toda la información aquí >

El origen de la forma: el método de trabajo

La Casa Mandala no responde, formalmente, a caprichos de diseño o deseos personales del arquitecto. Es más bien el resultado de un método de trabajo, de una aproximación a entender la esencia de las personas que van a vivir en la casa.

La casa está diseñada para una pareja joven con un hijo y planes de tener más.

Él es músico y médico, y se nota que su esencia está en la música. EEn varias reunione de trabajo el mencionó el metrónomo como elemento fundamental.

A ella, actriz de tearo y médica, lo que más le gusta de su casa es un dromedario de medio oriente, que está muy relacionado a mandalas y figuras organicas.

A partir de estos elementos, pequeños detalles, el equipo empieza a establecer relaciones entre elementos que para ellos son simbólicos. Se generan bocetos, dibujos. Es un proceso muy lúdico, algo anterior a la forma y el principio del proyecto de arquitectura.

Luego empiezan a aparecer los primeros esquemas espaciales, no alcanzan a ser maquetas todavía.

Siempre manteniendo la facilidad en la construcción, por eso estas formas que vemos aquí parten de un elemento planar que se adecue al sistema constructivo.

“Los elementos laminares se curvan, y en la manera en que dispones estas cosas empiezan a aparecer las formas. Esto remite a las flores, pero en abstractos son planos curvados”, destaca el arquitecto Andrés Flores.

Posteriormente se le da paso al proyecto: un anteproyecto de arquitectura, donde si bien se atisba cómo va a quedar la casa, todavía se ve mucho lo artístico.

“Aquí parece que vemos una imagen tridimensional de una flor, y de alguna manera eso es lo que quiere ser el anteproyecto de arquitectura: ser evocativo, evocar arte, los tópicos de donde salió, sin ser todavía del todo arquitectura en si”, dice el autor del prpyecto.

En el anteproyecto se rabaja con maquetas esquemática que permitan ver la forma, tocarla, y un plano muy lúdico porque también se intenta relacionar con una labor artística, esto de unir el hábitat con la naturaleza.

La Casa Mandala es un proyecto que se adapta al terreno, que no toca los árboles y donde cada unidad (cada pétalo) tiene una función específica, respondoemdo al uso de como buscan vivir los propeitarios.

Se hace un desarrollo del emplazamiento, de paisajismo, donde se sugueren lugares dónde colocar la piscina, la zona de juegos y esparcimiento.

Eso se ve reflejado en el proyecto del entorno, que por lo demás es el entorno quien da las leyes para hacer el proyecto de arquitectura.

El sistema constructivo y los materiales

Cimentación: mampostería, sistema Chavín.

Un sistema ancestral donde se usa piedra, sin usar mortero. Tras hacer una excavación, se empiezan a poner tongadas de 20cm de piedras de diferentes tamaños, se apisona, previa colocación de cordeles.

Cada 20 cm se van colocando piedra molida, piedra grande, luego piedra molida de nuevo y una vez conseguidos los 20 cm se amarran con cordeles, separados cada 20 o 30 cm.

El sobrecimiento tiene 40cm que es con mampostería, no es cemento vertido sino mortero de cemento.

Estructura de madera y quincha

Trabajar la madera en formas curvas, no es realmente complejo. Poedmos generar una solera que tiene doble curvatura, y eso con otro material habría sido un gasto increíble, con la madera simplemente se neceita un carpintero que pueda hacer un corte en varias direcciones, y consigue fácilmente la forma que necesita.

“Lo primero que se hace en la oficina son edificios que llamamos "tambores", son cilíndricos, hay una sola curvatura.

Eso es muy fácil porque este plano que conforma un tabique, luego tu lo curvas y ya obtienes este muro curvo, no se necesitan herramientas especializadas.

Un carpintero que utiliza bien su sierra recibe las indicaciones y él se va a demorar muy poco más que lo que se demora en un tabique recto. A eso vamos con la simpleza”, dice el equipo de constructores.

Se utiliza madera de un aserrado local la cual se refuerza en diagonal con coligue (el bambú Chileno).

El colihue en diagonal juega un rol estructural, permitir generar la aislación de barro alivianado con paja y ayuda a generar esas formas orgánicas que tiene la casa.

En la imagen superior derecha se otro otro tipo de quincha. Este tipo de muro tendrá una terminación de madera, no en barro. En este caso le colocamos un entablado que permita generar aislación, y ese mismo entablado recibe la terminación en madera.

A la izquierda se ve el relleno de barro y el “sistema de quincha más tradicional”.

Revoques de tierra

Sabemos que cerca del 80% de la calidad ambiental interior de una edificación se decide en la calidad y espesor de sus revestimientos.

Las propiedades que los materiales naturales aportan a esta capa de acabado propiedades únicas, difícilmente reproducibles por productos convencionales.

No se si estarás de acuerdo… pero en mi opinión, la Casa Mandala es un proyecto que nos abre otro camino en la construcción con materiales naturales.

Va más allá de la eficiencia y lo saludables que puede llegara a ser una vivienda construida con materiales naturales.

La Casa Mandala es una apuesta por explorar formas naturales, crear atmósferas significativas, simbólicas y un habitar más conectado con nuestra naturaleza interior.

No te pierdas la charla con André Flores y David Martínez del equipo EstudioTerra en el III Congreso Casas Saludables y Eficientes >